12/07/2010

SE LES VA A ECHAR MUCHO EN FALTA


El año acaba con una triste noticia para los fans del metal de todo el mundo. Judas Priest anuncian gira de despedida, que se llamará "Epitaph Tour", y que les llevará por todo el globo terráqueo. Si bien, visto el estado vocal de Halford en los últimos años, era de esperar que tarde o temprano, llegaran a esta decisión, se les va a echar muchísimo en falta. Esta noticia, junto a la muerte de Dio, y la retirada de Scorpions, marca para mucha gente, entre la que me incluyo, el inicio de algo que vemos venir y nos tememos. Y no es otro que el hecho de que las bandas clásicas del rock, más pronto que tarde, están muchas de ellas al borde del retiro, y no parece haber relevo, señores. De aquí a unos años, el rock de grandes recintos, con grupos que reúnen a dos o tres generaciones entre el público, pasará a ser un recuerdo, y, quizás debido al estado de la industria, a que los grupos jóvenes no perduran, pese a atesorar calidad a borbotones muchos de ellos, a que la gente joven hoy en día tiene montones de formas de hocio, y la música ya no es la más principal, o a todo ello junto, presiento que el rock será como el blues. Seguirán habiendo buenas bandas, más minoritarias y tocando en pequeños clubs. Es el comienzo del fin de una era, y eso jode.

Esperemos que la banda lo reconsidere, o que al menos, algunos de sus miembros sigan haciendo música.

¡Larga vida a los Priest!





1 comentario:

La Charca dijo...

Mala época se avecina, es cierto. AC/DC ha confesado en privado (más bien ha sido Brian), que está decidido a no realizar una gira más.

Aunque también te digo una cosa... Creo que estamos viviendo los momentos más memorables del rock. Los grupos que nos visitan, dan una muestra de sabiduría impecable y nos demuestran que no han estado quietos todos estos años. Saben adaptarse a los nuevos tiempos y su conciertos se hacen casi únicos!!

Y si hay que volver al blues...yo voy de cabeza!! Prefiero pequeñas salas y teatros a grandes recintos multitudinarios... que ya somos mayores Antonio!! Jajaja

Larga vida al rock!!